¿Por qué es tan importante dejar el pasado atrás?

dejar atras el pasadoCargar con el pasado es como cargar una mochila pesada a tus espaldas que no te permite avanzar tranquilamente en tu camino.

Si en este momento sientes que tu vida se ha estancado, que no logras avanzar por más esfuerzos que haces, probablemente ésta sea una de las principales razones, así que es hora de que te saques la mochila y empieces a analizar una por una las cosas que cargas a tus espaldas.

Quien vive en el pasado, está dañando su presente y no solo eso, también está empeorando su futuro. Porque todo lo que haces desde este presente está creando tu futuro y si tú en este presente estás más enfocada en revivir el pasado, lo único que estás haciendo es crear más de lo mismo.

Si alguien en el pasado te lastimó, perdónale y hazlo de corazón; eso más que beneficiarle a esa persona, te beneficia a ti e incluso te libera de enfermedades.

Por experiencia propia, puedo decirte que el día en que empieces a liberarte de cada una de las cosas que te atan, te pesan y te duelen, nuevas y mejores cosas vendrán para ti.

Recuerdo que hasta antes de mis 20 años, yo era una mujer muy alegre, luchadora, emprendedora, pero de repente la alegría se me apagó, y por más que me esforzaba no lograba seguir hacia adelante, no comprendía qué me pasaba, y así duré varios años, hasta que haciendo un trabajo profundo en mí, me di cuenta que estaba arrastrando mucho dolor y frustraciones en mi vida.

Había terminado con una relación de años y no me resignaba a que así fueran las cosas, todos los días me pasaba reviviendo el pasado y pensando en todo lo que pudo ser y no fue, además cargaba mucho dolor y resentimiento hacia varias personas que según yo me habían hecho daño.

Todo esto me estaba impidiendo mirar al frente, me estaba robando la alegría, el entusiasmo, las ganas de seguir adelante, hasta que empecé un trabajo profundo de perdón y aceptación. Y eso no solo me devolvió la felicidad, sino la paz y la tranquilidad, y a partir de ahí se abrió el camino para hacer mis sueños realidad.

Por eso hoy quiero invitarte a que dejes ese pasado atrás y te permitas disfrutar de una nueva vida porque te la mereces. Tú no viniste a este mundo a sufrir, tú viniste a vivir y disfrutar al máximo de esta vida, y a dar lo mejor de ti. Así que lucha por tus sueños y no dejes que nada opaque tu camino.

Reinterpreta tu pasado

Toma tu pasado y utilízalo a tu favor. En una hoja de cuaderno, escribe toda esa historia que hoy te pesa o te duele, y escribe qué experiencias positivas puedes sacar de él.

Toda situación, por más dura que haya sido, siempre nos deja algo bueno, además de grandes enseñanzas, así que búscale ese lado bueno y el aprendizaje que te dejó. Y además agradece que te haya sucedido porque eso te permitió ser más fuerte y convertirte en la persona que hoy eres.

Si alguien te traicionó, agradece, porque gracias a eso hoy podrás encontrar a una mejor persona para ti, ahora sabes qué es lo que sí quieres y lo que no de una relación, y eso te permitirá escoger mejor a la persona ideal para tu vida.

Si te despidieron del trabajo, es lo mejor que te pudo pasar porque ahora podrás encontrar un empleo más conveniente o beneficioso para ti o dedicarte a hacer lo que tanto te gusta.

Todo depende de los ojos con que veas la situación que vives, además de en dónde enfocas tus pensamientos; si asumes la posición de víctima, seguramente seguirás culpando a los demás por todo lo que te pase, pero si tu posición es la de protagonista, buscarás enfocarte en las soluciones y en lo que tú sí puedes hacer.

Acepta y reconcíliate con tu pasado

A veces queremos cambiar nuestro pasado y eso nos hace gastar energías innecesarias; acepta que lo que pasó, ya pasó, no se puede cambiar, lo que tienes es este presente para hacer mejor las cosas.

Perdona a quien tengas que perdonar, incluso si es a ti misma, y hazlo de corazón; todos nos equivocamos y tú no eres la excepción, así que perdónate lo que tengas que perdonarte, pide perdón si es necesario, y verás cómo tu vida empieza a cambiar.

Reescribe nuevamente tu historia a partir de hoy. Recuerda que tienes este presente para crear la vida que deseas, no importa quien hayas sido en el pasado, lo que hayas hecho o lo que te hayan hecho, el pasado ya no existe, ya pasó, solo existe el hoy y es aquí donde tienes que vivir.

De corazón, deseo que dejes atrás todas esas historias que no te permiten avanzar y puedas abrir el camino para hacer tus sueños realidad. Ya sabes que me tienes del otro lado para ayudarte a hacer más fácil ese camino.

Ahora te pregunto, ¿qué historias sigues cargando que no te permiten avanzar? Espero leerte aquí debajo.

Y si sabes de alguien a quien pueda servirle este artículo, te agradecería muchísimo que lo compartas 🙂

¿Aún no has descargado mi Clase Gratuita? “Los 5 Errores que te Mantienen Alejada de tus Sueños y Cómo Solucionarlos de una vez por Todas”Puedes acceder GRATIS aquí.

Con cariño,

Recupera tu Poder

Acerca de Vicky Villa

cropped-Vicky-Villa.jpgAyudo a mujeres cansadas e insatisfechas de la vida que tienen y están deseosas de impulsar un gran cambio.

A través de mi experiencia y estrategias poderosas que he aplicado en mi propia vida, te ayudo a recuperar la confianza y seguridad en ti misma, mientras te enseño a descubrir y desarrollar al máximo el potencial que existe en tu interior para crear la vida de amor, libertad y prosperidad que siempre has deseado. Descubre cómo puedo ayudarte, aquí.

"Los 5 Errores que te Mantienen Alejada de tus Sueños...
y Cómo Solucionarlos de Una Vez por Todas"

 En esta Clase Gratuita descubrirás:

Por qué vivir complaciendo evita que logres tus metas.
El secreto que te mantiene estancada y alejada de tus sueños ... y cómo aumentar la confianza en ti para que los logres.
La razón por la que tus sueños no se hacen realidad.
En que debes primero enfocarte para lograr tus sueños – y no es lo que imaginas.
Compártelo:

Artículos relacionados que te pueden interesar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *